Las mejores marcas...
Consejos

Los mejores productos para usar a los 30

Los mejores productos para usar a los 30

Cómo envejece la piel a los 30


A medida que la piel envejece, pasa por varias etapas y esto significa que tu cuidado de la piel también tiene que variar con el tiempo; la manera que tu piel envejece a los 30 es completamente diferente a cómo envejecerá a los 40 o a los 50.

Algunas personas comenzarán a ver los primeros signos de envejecimiento a principios de los 30, mientras que otras, tal vez, ya hayan visto los primeros signos a los 20 años. Esto depende de la genética y el estilo de vida de cada persona.

Aquí está una guía rápida sobre el proceso de envejecimiento de la piel y qué rutina de cuidado de la piel debéis seguir para sacarle el máximo provecho a los 30.

 

Piel opaca

Uno de los cambios más grandes, que notarás a los 30, es la pérdida de brillo y de frescura en tu piel.

Esto se debe a los cambios en el proceso de renovación de la piel. A medida que envejece, la capacidad de la piel para renovarse se ralentiza, lo que significa que las células muertas de la piel se acumulan en la superficie.

Para mantener la piel brillante, es necesario tener el hábito de exfoliar al menos dos veces por semana (3-4 veces a la semana si tienes la piel seca).

En lugar de usar exfoliantes físicos, usar un exfoliante ácido; los productos que contienen ácido láctico y glicólico son perfectos. Esto ayuda a promover la eliminación de las células muertas de la piel sin secarla, ayudando a mostrar la piel fresca, brillante y más radiante.

Líneas finas alrededor de los ojos

Para la mayoría de las mujeres, los primeros signos de envejecimiento se ve alrededor de los ojos, ya que es donde la piel es más delicada y delgada y por lo tanto más propensa al daño.

Las líneas y las arrugas, que pueden ser causadas por la exposición del sol, la deshidratación o por genética, se pueden evitar con la prevención y el tratamiento correcto.

Hay que utilizar una crema para los ojos hidratante y nutritiva para por la mañana y una con retinol para la noche. El retinol es un ingrediente anti-envejecimiento que ayudará a reducir el aspecto de las ojeras.

El retinol puede causar sensibilidad al sol por lo que es mejor en cremas de noche y siempre debe utilizarse con un buen SPF.

Pigmentación

Otra preocupación importante durante los 30 está relacionada con la pigmentación y la aparición de manchas. Estas son a menudo el resultado de la exposición a los rayos del sol.

Para mantener un tono de piel uniforme y suave, debéis pensar en algún tratamiento, así como medidas preventivas.

Para reducir las manchas oscuras, los productos que contienen vitamina C te ayudarán a brillar, así como otros ingredientes como la hidroquinona, ácido kójico y ácido azelaico también pueden ayudar.

Para evitar más problemas, asegúrete de usar siempre un protector solar para proteger la piel de cualquier daño.

Pérdida de elasticidad

Cualquier daño en la piel así como la edad pueden reducir la producción de colágeno y esto puede empezar a ocurrir a los 30, cuando sientes que tu piel está menos tensa.

La mejor manera de lidiar con esto es con un buen tratamiento anti-envejecimiento, serum o crema hidratante. El mejor tratamiento es el uso constante de productos para cuidar la piel y mantenerla hidratada y protegida.

Dependiendo de tu tipo de piel, deberás encuentrar un producto que funcione y que deberás usar diariamente. Deberéis buscar productos que den un boost de colágeno, que reparen y sean nutritivos para vuestra piel.

No te olvides de contarnos los productos que utilizas en nuestras redes sociales: Instagram, Facebook y Twitter



Belén

Belén

Escritora y Experta

Bloguera de moda, en mi tiempo libre, me paso los fines de semana en busca del muro perfecto para los outfits. El maquillaje es mi otra pasión, y probar productos nuevos mi debilidad. Nunca se pueden tener demasiados pintalabios rojos. Ya tenga un 1 minuto como 1 hora para arreglarme, no puedo salir de casa sin los ojos maquillados. Dicen que la mirada es el espejo del alma, pues la mía debe estar algo ahumada.