Saltar a contenido principal
Consejos

¿Protección solar para el cabello? Aquí están nuestros consejos

¿Protección solar para el cabello? Aquí están nuestros consejos
Cecilia Toro
Escritora y Experta6 meses hace
Ver perfil de Cecilia Toro

Desde muy pequeños nos han dicho que el sol y el mar son buenos para la salud: la vitamina D y la sal marina restauran y fortalecen, una verdadera panacea para el cuerpo y el alma. Además de los conocidos beneficios como el bronceado y un aspecto fresco y relajado, a menudo podemos olvidarnos de los efectos negativos de la exposición directa a los rayos UV. Por ejemplo, ¿qué le ocurre a nuestro cabello cuando nos exponemos al sol? ¿El agua salada también daña las fibras capilares de nuestro cabello? Para prepararnos mejor para la estación más bonita del año, hoy queremos hablar de cómo podemos proteger nuestro cabello para mantenerlo sano durante el verano.

Estos son los consejos del equipo de LOOKFANTASTIC.

Pros y contras de la exposición al sol en el cabello

No se puede decir que los rayos UV tengan un efecto exclusivamente negativo en nuestro cabello, hay pros y contras.

Los pros incluyen el crecimiento y el fortalecimiento del cabello. La Dra. Ekaterina Pechenova, tricóloga, revela que la vitamina D, producida en el cuerpo bajo la influencia de los rayos UV, tiene una influencia directa. La vitamina D acelera la absorción del calcio y de los ácidos grasos por parte del organismo, lo que conduce a un cabello y unas uñas más fuertes y robustos.

Sin embargo, una exposición excesiva a los rayos UV puede tener efectos negativos, como:

  • La circulación sanguínea en el cuero cabelludo se reduce. Esto puede parecer extraño, ya que el sol nos da vitamina D y, por el contrario, debería ayudar a acelerar la absorción de vitaminas y minerales. Sin embargo, la exposición prolongada al sol reduce el flujo de nutrientes a los órganos en general y a los folículos capilares en particular.
  • La capa de grasa y la queratina del tallo del cabello se destruyen. No es ningún secreto que el 70% del cabello está formado por queratina. Se basa en una proteína rica en azufre, hierro, cobre, zinc y vitaminas A, B, C, H y lípidos. La luz ultravioleta las destruye y las "arranca" del cabello, haciéndole perder volumen, flexibilidad y elasticidad. También puedes notar visiblemente que tu cabello se encrespa y se vuelve opaco.
  • Debilitamiento del pigmento. Si quieres cambiar tu color de pelo antes del verano, ¡piénsalo dos veces! De hecho, chicas, lo que llamamos color de pelo no es más que el pigmento del pelo y la base de todos los pigmentos es la melanina, que también se destruye con el sol y el aire seco. Tanto si tu cabello está coloreado de forma natural como si te lo has teñido, la luz ultravioleta hará que parezca más claro y apagado en algunos tonos.
  • El estado del cuero cabelludo puede empeorar. Las altas temperaturas hacen que se libere más sebo, lo que puede provocar raíces grasas, picores e irritaciones.

¿Cómo proteger el cabello del sol?

Ahora que entendemos lo dañino que puede ser la exposición prolongada al sol, cabe preguntarse: ¿cuál es la solución? Hay diferentes tipos de filtros que puedes utilizar para protegerlo, desde aceites naturales hasta productos específicos. Te ayudamos a entender los pros y los contras de los diferentes tipos de filtros de protección solar para el cabello.

  1. El primer filtro que se analiza es el de aceite de pelo natural, que se considera el más débil. Está diseñado para hacer efecto inmediatamente después de su aplicación en el cabello, pero sólo dura una hora. Este tipo incluye aceites naturales, no de peinado, como el aceite de semillas de zanahoria (FPS 38-40), el aceite de semillas de frambuesa (FPS 28-50), el aceite de aguacate (FPS 4-15), el aceite de coco (FPS 2-8) y otros. Todos estos aceites proporcionan poca protección, ya que forman una fina capa y atraen los rayos del sol.

    Importante: cuando hablamos de aceite de frambuesa (solo un ejemplo) nos referimos exclusivamente a este tipo de aceite y no a un producto capilar que contenga este aceite.

  2. La segunda protección más fuerte es el filtro físico, que incluye dióxido de titanio y óxido de zinc. El grado de protección de los productos con estos elementos cae entre el FPS 10 y el FPS 30, y es el tipo de protección más seguro. Crea una capa reflectante de la luz en el cabello que impide que los rayos UV penetren en el tallo capilar. Este tipo de filtro no es tóxico y es eficaz incluso a bajas concentraciones, sin embargo, puede tener algunas desventajas menores a las que hay que prestar atención. Por ejemplo, el filtro que crean se puede dañar fácilmente de forma mecánica y se elimina con el agua (frotando con una toalla, bañándose en una piscina o en el mar), por lo que hay que repetir la aplicación cada vez después de bañarse o secarse el pelo.
  3. El grado de protección más fuerte es el filtro químico; todos los protectores solares pertenecen a esta categoría. Además de ser eficaces, son resistentes al agua y no dejan residuos en el cabello, y suelen ser líquidos, incoloros e inodoros.

    A pesar de la protección SPF 50, los protectores solares deben utilizarse con cuidado. Recuerda en primer lugar que hacen efecto a los 20-30 minutos de su aplicación, tienen una mayor tendencia a la oxidación, de hecho a las 2 horas de su uso, pueden reaccionar y empezar a romper la cadena de aminoácidos que componen el cabello. Esto, a su vez, provoca el envejecimiento del tallo capilar.

Consejos útiles para proteger el cabello del sol

El cuidado del cabello en verano es siempre muy importante, tanto si decides recurrir a productos de protección capilar con FPS como si no, ¡te damos algunos consejos más útiles!

Presta atención a la composición de los productos que utilizas. Evita los productos que contengan alcohol, que es perjudicial para tu cabello a largo plazo. Da prioridad a las mascarillas hidratantes y nutritivas y a los productos sin sulfatos. Es una buena idea utilizar productos que contengan aceites y queratina o ingredientes que ayuden a fijar y retener la humedad en el cabello.

Para la limpieza del cabello, elige champús más suaves con efecto refrescante. No olvides cuidar también tu cuero cabelludo.

Intenta evitar el uso de secadores y otras herramientas de peinado. Como ya hemos comprobado, el cabello en verano se estresa por las altas temperaturas y el sol. Una mayor exposición a las altas temperaturas sólo puede empeorar las cosas. Si no puedes evitar del todo el peinado con secador o rizador, intenta utilizar una temperatura mínima y un protector térmico.

Antes de ir a nadar a la piscina o al mar, envuélvete el pelo o mójalo bajo el grifo. La sal tiende a acumularse en el tallo del cabello, haciéndolo quebradizo y seco. Si lo humedeces antes, las moléculas de agua llenarán el tallo del cabello, por lo que la sal no penetrará tan profundamente. Si quieres atarte el pelo, prueba con accesorios para el cabello, como elásticos de tela u otros.

Te aconsejamos que te cubras el pelo cuando el sol esté alto, en las horas de más calor. Intenta llevar un pañuelo o un sombrero.

¡Mantén tu cabello sano y hermoso con LOOKFANTASTIC!

Cecilia Toro
Escritora y Experta
Ver perfil de Cecilia Toro
Desde muy pequeña, solía pasar horas con mi madre preguntándole por sus productos de belleza, de cuidado de la piel y del cabello. Siempre curiosa, a lo largo de los años quise probar muchos productos o descubrir los que mejor iban con mi piel. Desarrollé un gran amor por el cuidado de la piel, ya que siempre he tenido una piel muy sensible y tenía que prestar mucha atención a lo que usaba. Ahora mi pasión es contarles los trucos que me han ayudado a mantener una piel sana. Igual, les comparto consejos sobre productos naturales y sostenibles que son excelentes para las pieles sensibles (¡y aún mejores para el planeta!). Con tiempo y paciencia, verás que conseguir una piel radiante es fácil. Todos podemos sacar a relucir nuestra belleza natural, y más aún cuando encontramos esas marcas o productos que nos hacen sentir bien.
lfint